Enfermedades comunes y su tratamiento herbario

Para uso de los lectores, aquí presentamos una selección de las hierbas empleadas en el tratamiento de varias enfermedades. Las hierbas están ordenadas en orden de eficacia decreciente (potencia), y la más útil está situada en primer lugar. La selección ha sido elaborada en base a experiencias clínicas y al empleo tradicional, confirmado en la mayoría de los casos por las propiedades demostrables de los ingredientes de la planta. Se han omitido aquellos remedios que por su potencia no deben ser empleados sin receta de un médico herborista. Las enfermedades que no aparecen en esta lista como la hipertensión, las enfermedades del corazón, las afecciones de riñones y de vejiga no deben tratarse sin consultar al médico. En caso de sufrir una enfermedad no incluida en esta lista, o de no mejorar satisfactoriamente con los remedios en ella mencionados, le aconsejamos consultar a un médico herborista o a cualquier otro doctor para que éste realice el diagnóstico correcto y prescriba el tratamiento adecuado, y postear en comentarios o en nuestro blog acerca de su experiencia.

Nota: A fin de evitar confusiones, además del nombre común der la planta en cuestión se incluye también su nombre científico.

 

Afecciones de la garganta:

 

jiguilte silvestre, Baptisia tinctoira; mirra, Commiphora molmol; raíz de hierba común, Phytolocca americana; cayena, Capsicum minimum; salvia roja, Salvia officin&lis; frambuesa, Rubus idaeus; tomillo, Thymus vulgaris.

Ansiedad, excitabilidad: lúpulo, Humulus lupulus; Scutellaria lateriflora; nor de lima, Tilta platy.phyllos; damiana, Turnera diffusa variedad afrodisíaca; pulsatila, Anemona pulsatilla; valeriana, Cypripedium pubescens. Genero Passiflora.

 
Apetito (para aumentar el apetito, la salivación y para estimular la digestión): centaurio, Centaurium erythraea; genciana, Gentiana lutea; bardana, Aretium lappa; manzanilla, Chamaemelum nobile; diente de león, Taraxm.:um officinale.

Asma:

senega, Polygala senega; caucho, Grindelia camporum; euforbia pilulífera, Euphorbia hirta; albarrana, Urginea maritma; drosera, Drosera rotundifolia.

Auxiliares para la cicatrización de heridas:

consuelda, Symphytum officinale; caléndula, Calendula officinalis; geranio americano, Geranium maeulatum; llantén major, Plantago major; olmo resbaloso, Ulmus fulva.

Bronquitis y tos:

caucho, Grindelia eamporum; fárfara, Tussilago farfara; marrubio blanco, Marrubium vulgare; albarranc;l, Urginea maritima; regaliz, Glyeyrrhiza glabra; consuelda, Symphy" tum officinale; eupatorio, Eupatorium perfoliatum.

Calambres:

bola de nieve, Viburnum opulus; fresno espinoso, Zanthoxylum amerieanum; ñame silvestre, Dioseorea villosa; cayena, Capsieum minimum; romero, Rosmarinus officinalis.

Catarro nasal: ajo, Allium sativum; cayena, Capsieum mznlmum; eufrasia, Euphrasia officinalis; romero, Rosmarinus officinalis; hisopo, Hyssopus officinalis; pie de gato, Gnaphalium uliginosum.
Ciática (véase Neuralgias).

Contusiones y raspaduras (aplíquese sólo sobre piel sana): hiedra de San Juan, Hyperieum perforatum; hamamelis, Hamamelis virginiana; consuelda, Symphytum officinale; alhova, Trigonella foenumgraeeum.