Diagnosis de la lengua

Para descubrir las deficiencias de vitamina B es útil realizar un autoexamen de la lengua. Una lengua sana presenta el mismo color rojo en todas sus partes; es lisa pero no brillante, no tiene fisuras, grietas ni depresiones. Una deficiencia prolongada de vitamina B (de hecho, existen varias clases) hace que las pequeñas papilas gustatorias se junten, formando ranuras Y aristas. Es lo que se llama una lengua geográfica.
El cuadro que viene a continuación proporciona una descripción de las diferentes condiciones de la lengua y sus correspondientes deficiencias. Es útil saber que probablemente no existe una condición producida por la carencia de una sola vitamina B, ya que estas vitaminas están relacionadas muy estrechamente entre sí. Si se cree que un paciente carece de una sola vitamina B, y se añade sólo ésta a su alimentación, es posible que pronto sufra la carencia de otra vitamina B. Por lo tanto, lo más inteligente sería añadir a su dieta un complejo de todas las vitaminas del
grupo B.

 

Kinesiología aplicada

 

Este sistema de diagnosis consiste en un sencillo reconoCimiento de los músculos a fin de aprovechar la inteligencia innata del cuerpo para determinar los niveles de energía de las fuerzas vitales que lo controlan. En 1965, el doctor George Goodheart, un respetado quiromasajista norteamericano, descubrió que las pruebas utilizadas en la cinesiología para determinar la fuerza y el tono de los músculos en toda la gama de movimientos de las articulaciones también podían revelar el equilibrio de energía en cada uno de los sistemas del cuerpo: el estómago, los pulmones, los intestinosetcétera.
Investigaciones posteriores le llevaron a identificar la relación entre cada grupo muscular específico, los órganos en cuestión y los meridianos de acupuntura. En la actualidad ya es posible comprobar la existencia de desequilibrios y descompensaciones en el cuerpo provocados por excesiva tensión mediante la utilización de pruebas de tensión muscular que indican instantáneamente la ubicación del problema. Y muchos quiromasajistas siguen investigando en este campo. Se ha comprobado que la cinesiología aplicada es de inestimable valía como auxiliar diagnóstico. Además, es un método rápido y seguro para averiguar dónde residen